martes, 31 de mayo de 2011

Los mejores discos de rock de la historia

Para mayor facilidad de seguimiento, aquí van los enlaces directos a las diferentes entradas del apartado "Los 10 mejores discos de rock de..." (10 best rock albums of...). Empezamos en 1991 y vamos a llegar a la actualidad.

Si quieres, puedes dejar tu opinión sobre cuáles fueron los discos que a tí te marcaron en cada año.

jueves, 26 de mayo de 2011

Los 10 mejores discos de rock de... 1994

Seguimos con las listas de mejores discos de cada año, en esta cuarta entrega: 1994 (La lista completa con todos los años aquí). En este año se me ha acumulado el trabajo por la cantidad y calidad de discos publicados. Discos como "Amorica" de The Black Crows, "Dog Man Star" de Suede, "Above" de Mad Season, "Troublegum" de Therapy, "Dummy" de Portishead, la BSO de "El Cuervo" o el "Unplugged in NY" de Nirvana se quedan fuera de la lista. Estos dos últimos fueron dos albumes de culto, clásicos para entender el aire oscuro predominante en la escena musical americana de entonces, y los he dejado fuera por no ser discos de estudio de un grupo.

En Abril de 1994, Kurt Cobain apareció muerto en su casa de Seattle, aparentemente habiendo cometido suicidio por sus depresiones y problemas personales. Si alguien quiere revivir esta versión, aparte de un documental que se hizo en su momento, existe la película "Last Days", de Gus Van Sant. La he visto y personalmente pienso que hay mejores cosas que hacer en 97 minutos que ver a un tipo emparanoiarse en su casa de campo, aunque eso fuera posiblemente parecido a lo que pasara.

La muerte de Kurt lo convirtió definitivamente en el icono que necesitaba el rock en los años 90, o mejor dicho la industria del rock para etiquetar y comercializar con gran éxito el movimiento grunge. Algo similar a Elvis Presley, John Lennon, Bob Marley, Jimmy Hendrix, Jim Morrison o Janis Joplin, en fin. Recuerdo que se vivió en España un acercamiento masivo por parte de los chavales hacia la estética y gustos por el rock-heavy. Vamos, como cuando se ganó la plata en Baloncesto en las olimpiadas de 84. Se escuchaba a Nirvana y otros en los pubs de corte generalista. Luego se pasó. O por lo menos a muchos. Y se cerraron muchos pubs. Y volvimos a Ricky Martin y King Africa.

En 1994 tuvimos algunos de los mejores discos de la historia del rock (para mi gusto y mi marco cronológico, claro), ahí van:

10 - Green Day - "Dookie"
De repente aparecieron estos tres, que ya tenían un par de discos a sus espaldas pero que pegaron el pelotazo con sus singles "Longview" y sobre todo "Basket Case". Era punk fresco y potente y caló bastante bien.



9 - Stone Temple Pilots- "Purple"
Recogieron lo que empezaron a sembrar otros grupos como Alice In Chains o Soundgarden y empezaron a explotarlo, manteniendo un sonido parecido (etiquetado grunge) y con muy buen gusto.


8 - Oasis- "Definitely maybe"
En UK también se cocía algo, el Brit Pop y el duelo Oasis-Blur. A mí me gustaban más Oasis, aunque los hermanos Gallagher siempre me parecieron aburridos más que escandalosos (que es lo que tocaba), pero su música es realmente buena. No para compararla con los Beatles, como se llegó a hacer, pero de lo mejorcito que se hacía entonces.


7 - Alice in chains- "Jar of flies"
Ellos seguían con lo suyo, sin molestar a nadie y desplegando un sonido muy auténtico. Este disco es muy bueno, y si no tiene mejor puntuación es que se me hizo extremadamente corto, 30 minutos. Pero "Nutshell", "No excuses", "Stay away", son clásicos.



6 - The Offspring- "Smash"
Otra banda de punk que tuvo mucho éxito con este album. También había gustos: Green Day u Offspring. Antes de que empezaran a repetirse soporíferamente, tuvieron momentos memorables como en este Smash. Hey, you gotta keep´em separated! La primera vez que vi el video de "Come out and play" me rayé. No sé si fue casualidad o no, pero "Self Esteem" se parecía bastante a "Smells like teen spirit" de Nirvana, y eso ayudaría a su éxito. Se oía a todas horas.



5 - Korn- "Korn"
Este disco fue un antes y un después. Se consideran los padres del nu-metal (new-metal). O sea, que muerto Kurt Cobain, se quedaba la industria musical muy pendiente de movimientos o estilos nuevos, y Korn lo eran. No hay más que escuchar su primer disco para ver que esta música era completamente nueva. Lo más brutal y lo más emotivo, con una forma de tocar muy peculiar, esta banda de metal estaba redefiniendo el género.



4 - Pearl Jam "Vitalogy"
Había puesto dos veces a Pearl Jam en el número uno. Esta vez no puedo porque los que vienen a continuación son sublimes. Aún así, Vitalogy es un disco histórico. Marca la ruptura del sonido de Pearl Jam, que nunca se volvería a recuperar del todo. Altamente influenciado por la muerte de Kurt Cobain, este disco era un mensaje de ánimo, vitalista. "Not for you" está dedicada a Kurt. El disco entremezcla tracks de relleno con algunas canciones espectaculares, como "Betterman", "Nothingman", "Inmortality", o "Tremor Christ". Para ser un disco vitalista el sonido sigue siendo muy oscuro, y para mí es un album increíble. Y ojo al libreto, eso hoy día no se lleva.



3 - Nine inch nails - "The Downward Spiral"
La verdad es que en esta lista muchos podrían haber sido el nº1. Con The downward spiral el señor Trent Reznor hace explotar su rock industrial, elaborando uno de los mejores discos de la historia. Disco necesario y punto de partida para muchas cosas. Hace un par de años o así sacaron la edición deluxe, pero es que más deluxe que esto es difícil.



2 - Soundgarden - "Superunknown"
El mejor disco de Soundgarden. Oscuro. Guitarras acojonantes. Disco clave del sonido grunge, junto a Nevermind o Ten. Y es para profundizar, porque al principio me sonó bastante brusco, pero hoy en día me suena rock del bueno, clásico, y con una calidad compositiva e instrumental terrible. Chris Cornell a tope, justo antes de (casi) cascarse las cuerdas vocales. "Fell on black days", "4th of July", tremendas canciones.



1 - Jeff Buckley - "Grace"
Jeff Buckley se fue, pero no sin antes dejar esta obra maestra (y algo más que ya veremos en otra entrega). Sentimiento y sensibilidad llevados al extremo. Registro de voz que asustaba. Personalidad aplastante como músico. Este disco es para escuchar despacio. A mí personalmente me ha marcado bastante. "Last goodbye", qué me dices. Recomiendo el DVD "Live in Chicago", a mí se me ponen los pelos de punta. Cuando empezó a darse más a conocer se encontró ahogado en un río, pero siempre nos quedará Grace.




¿Y tú, cuáles crees que fueron los mejores discos de este año?



Y a continuacion las 10 mejores canciones. Salvo que alguien lo pida, me temo que voy a dejar de ponerlas en Radio Gravedad (el reproductor de aqui a la derecha) por cuestion de tiempo y porque quitan espacio a canciones actuales que me gustan.

1 - Fell on black days  (Soundgarden)
2  Last goodbye (Jeff Buckley)
3 - Betterman (Pearl Jam)
4 - Basket case (Green Day)
5 - Whatever (Oasis)
6 - Ruiner (Nine inch nails)
7  - No excuses (Alice in chains)
8 - Selling the drama (Live)
9 - The wild ones (Suede)
10 - Zombie (The Cranberries)

martes, 17 de mayo de 2011

The Sandman (Neil Gaiman)

De niño me encantaban los comics de superhéroes, aunque luego me cansé. No es que dejaran de gustarme sino que dedicaba mi tiempo a otras cosas. Ahora que vuelvo a tener algo de tiempo, he ido retomando aquel mundillo tan interesante de los comics. Pero ahora es distinto, las series de superhéroes actuales, a pesar de su atractivo dibujo, sobre todo el color, y formato (ahora compramos deluxe), no superan la mayoría de las veces las historias originales de hace décadas. O bien son un refrito de la misma historia de siempre contada para las nuevas generaciones.

Pero ojo, no podemos decir que la originalidad se haya acabado en el mundo del comic, más bien todo lo contrario, es un campo de una creatividad inmensa. De esa creatividad se hace mucho eco el cine,  ciertamente no pasa por su momento más creativo (secuelas, precuelas, remakes, El señor de los anillos desde el punto de vista de los orcos, como decía Borja...) y aún más, puesto que también hay series basadas en comics (Walking Dead, y próximamente Locke and Key). Hoy día hay muchos títulos para adultos (eso sí) que gozan de excelentes guiones y presentan historias realmente diferentes e interesantes, muchas de ellas de la editorial Vértigo (Fábulas, Y: el último hombre..., House of Mistery).

Pero aún hoy una de las series con mayor éxito de crítica en la historia de los comics es The Sandman, también de Vertigo (DC) y que se publícó entre 1989 y 1996. Como ha vendido tanto se ha reeditado en varias ocasiones y yo me he apuntado a la última, la edición de lujo de Planeta.



El autor, Neil Gaiman, es un prolífico creador de historias de fantasía con un contenido muy rico y un guión muy elaborado, no sólo de comics sino también de novelas (Stardust, Coraline) y guiones para películas (Mirrormask). Uno de los grandes autores de este tiempo y ganó su mayor fama con la obra de Sandman.

Sandman, que era un personaje ya existente en el universo DC, fue rescatado por Gaiman para crear una nueva serie, que pronto se convirtió en una serie de culto. El dibujo realizado por varios autores, eso sí, no es lo mejor, aunque sigue una línea bastante oscura y de estética gótica, muy presente en los años 80. Las portadas, muchas de ellas de Dave McKean y otros autores experimentales, que dieron lugar a una señal de identidad propia de la serie.

El personaje, Sandman, es Morfeo, el Señor del Sueño, representado por un tipo alto, desgarbado, con peinado al estilo Robert Smith de The Cure, pálido y de carácter solemne y oscuro. Es uno de los Eternos, que poco a poco se van describiendo en las diversas historias de la serie. En el inicio, Sandman es secuestrado, invocado mediante la magia por error, y queda preso durante muchos años (casi una vida en términos humanos), dejando el reino del Sueño sin dirección ni control. Llegado el momento, será capaz de liberarse, pudiendo vengarse de sus captores y retornando a sus abandonados dominios donde encontrará que todo ha cambiado.

Sandman no es una historia, son decenas de historias y arcos argumentales de importante calidad literaria, tratando temas diversos de la condición humana a través de personajes de otra naturaleza: fantasmas, brujos, personajes mitológicos, dioses, ángeles, el propio Lucifer o incluso la Muerte. Gaiman articula estos personajes con maestría, cosa que no es fácil, creando conflictos de intereses y tramas complejas que resuelve brillantemente y con variedad de recursos.

La historia de "La casa de muñecas", involucra el fantasma de un superhéroe, una chica aparentemente normal y una convención de asesinos en serie. Brutal. Un guión muy original, una historia muy fresca, y estamos hablando de hace más de 20 años. La historia de "Estación de nieblas" trata sobre recuperar un amor imposible y condenado por culpa de Sandman a permanecer en el infierno para siempre, pero cuando decide ir a luchar por ella con Lucifer se encuentra con la sorpresa de que éste ha vaciado el infierno y le cede las llaves a él, motivo por el cual recibirá visitas de los seres mitológicos, arcanos y fabulísticos más dispares que se puedan imaginar para pedirselas. Mención especial a la parodia de Thor que hace Gaiman, personaje ahora de moda por la película.



Así que seguiré leyendo la serie (ya llevo 2 tomos de 7) porque es de los guiones más completos, fantásticos y a pesar de ello sólidos que he leído, y es una parte importante de la historia de los comics. No voy a decir que es una lástima no haberla leido en su momento porque ahora la puedo apreciar mejor, y sobre todo pagarla (a 30 € el tomo!).

sábado, 14 de mayo de 2011

Los 10 mejores discos de rock de... 1993

Este año tuvo algunos buenos discos, pero esperad a 1994, que podríamos hacer los 20 mejores!
La lista completa de todos los años en el siguiente enlace.


10 - U2 - "Zooropa"
Llevó más allá el cambio de sonido de Achtung Baby, pero el disco en conjunto no llegaba a la altura del anterior. A pesar de futuros éxitos, U2 empezaba a dejar atrás sus tiempos de mayor inspiración.



9 - Radiohead - "Pablo Honey"
Primer disco de la genial banda inglesa. Aún con un estilo por madurar, y pronto para ver todo lo que daría este grupo más adelante, pero con destellos de su potencial, como el megahit Creep.

 

8 - Depeche Mode - "Songs of faith and devotion"
En su momento me chocaron bastante, pero son canciones que han ganado muchísmo con el tiempo.



7 - Tool- "Opiate"
Amigos míos, se viene algo grande. Este album, aunque muestra calidad, es aún "terrenal" en mi opinión, comparados con los posteriores.



6 - Aerosmith- "Get a grip"
Una gran banda de rock americano que ya había triunfado durante muchos años, consiguieron bastante éxito mediático con este disco, y sobretodo con los geniales videoclips con Liv Tyler.



5 - Candlebox- "Candlebox"
Una de mis bandas fetiche. A la sombra del grunge, realmente no hacían el mismo sonido pero lograron un éxito moderado en USA. Para mí un gran cantante y canciones muy buenas. Oí un fragmento breve de  Change en casa de alguien, y no dudé en comprarlo.



4 - Nirvana- "In Utero"
Último disco de estudio de Nirvana, con una carga oscura y depresiva importante. Es un disco difícil realmente, singles aparte, que reflejaba la rabia contenida de una generación (esto seguro que lo escribió algún crítico en su día, jejeje).



3 - The Smashing Pumpkins - "Siamese Dream"
Este disco tiene una sensibilidad especial, punteos perdidos, melodías muy suaves y de repente riffs salvajes y cambios de ritmo. Hablo del final de Hummer, del inicio de Mayonaise. Un disco muy original, con un sonido nuevo que merecía mucho la pena. Para escucharlo mil veces. Está en la categoría buenrollista de tardes soleadas como "Blind Melon".



2 - Héroes del Silencio - "El espíritu del vino"
Como soy muy fan de Héroes he dudado si poner sus discos en estos tops-10 (y los de Bunbury aún no lo tengo claro) porque juegan con ventaja. En cualquier caso, este era el disco llamado a ser la obra cumbre de Héroes. Compositivamente era muy rico pero en la producción se perdió, podría haber sonado mucho mejor. Aún así, qué voy a decir, creo que fue el primer CD que compré.



1 - Pearl Jam - "Vs."
Siempre decimos algunos que como el "Ten" de Pearl Jam ninguno. Vale, pero "Vs." todavía respiraba parte de ese espíritu en las canciones, tal vez con más rabia (Animal, Dissident). Ya mostraban su desprecio por la fama. Este, junto con el "Nevermind" de Nirvana y el "Superunknown" de Soundgarden (está llegando), no me gustaron mucho cuando los oí por primera vez. Ahí es nada.




¿Y tú, cuáles crees que fueron los mejores discos de este año?


Y ahora las 10 mejores canciones.

1- Creep (Radiohead)
2- I can´t help falling in love with you (UB40, versión de Elvis Presley)
3- Stay (U2)
4- Heart shaped box (Nirvana)
5- Tesoro (Héroes del Silencio)
6- Are you gonna go my way (Lenny Kravitz)
7- Crazy (Aerosmith)
8- Sober (Tool)
9- Dreams (The Cranberries, "Everybody else is doing it, so why can´t we?")
10- Since I don´t have you (Guns N´ Roses, "The spaghetti incident")

miércoles, 11 de mayo de 2011

Enter the void (2009)

Difícil describir esta película con palabras. Es sobre todo un empacho para los sentidos, vamos para la vista más que nada. No es una película para todos los públicos, me explico, no para alguien impaciente ni que le guste el cine convencional desde luego. Pero sobre todo, Enter the void (Entra al vacío), es una reflexión sobre la vida, sobre las relaciones personales, y lo que a mí me ha transmitido es una sensación de soledad desoladora.

Dirigida por Gaspar Noé, argentino ubicado en Francia, es autor y director de esta película, que es más bien cine experimental. Es director de Irreversible (2002), entre otras, la cual tiene buena crítica, le echaré un vistazo.  



El inicio es ya traumático. Una explosión de luces, colores y de información que el cerebro no es capaz de asimilar, y ese es el objetivo. Los créditos, así introducidos al inicio nos preparan para el ambiente exageradamente recargado de Tokyo, sus neones de colores por doquier, sus luces parpadeantes, su oferta comercial, sus antros de perversión y, en definitiva, la maraña de seres vivos habitando esta ciudad tan enorme. Además, la visión de este Tokyo es incluso exagerada en muchas ocasiones, para causar un impacto visual en el espectador que lo mantenga dentro del ambiente hipnótico del film, un film que habla de las drogas, de la vida y de la muerte.

Nos situamos en el apartamento de Óscar, un joven americano que vive con su hermana Linda. Óscar trapichea con drogas y tiene un amigo, Alex, que le introduce en el budismo, concretamente, en la creencia de los viajes astrales y la reencarnación, según "El libro tibetano de los muertos". Óscar acaba de colocarse con un psicotrópico y el director ha tratado de que el espectador vea lo que Óscar realmente ve: multitud de efectos especiales nos muestran figuras abstractas que evolucionan en el tiempo, formas que cambian, colores, distorsiones de la realidad que lo rodea. Mientras está colocado recibe una llamada y ha de acudir, por lo que tendrá que salir a la calle en sus condiciones.

No quisiera dar más detalles porque hay sorpresas, pero decir que podremos observar cómo Óscar ve su alrededor, la distorsión de las drogas y cómo se ve él a sí mismo y a los demás, fuera de su cuerpo, en el trance de estar la frontera entre la vida y la muerte. La cámara casi siempre se situa detrás, dando una sensación de primera persona continuamente.

Entonces la película se convierte en una verdadera expresión de lo que alguien experimentaría en trances cercanos a la muerte según el budismo (y posiblemente más religiones, no?): una visión de los seres queridos y un repaso a la vida pasada, y es ahí donde tiene una carga emotiva muy importante. Combinando hechos pasados con paralelismos recientes, al más espuro estilo de Alan Moore en Watchmen, podemos "vivir" con Óscar aquellos pasajes de su vida que le importaron más, los momentos en los que fue más feliz, cómo vivio la relación con su madre cuando era niño, y con su hermana, a la que aún hoy sigue muy unido.

En su viaje astral, Óscar completará un círculo y seguirá su camino, pero es realmente en sus recuerdos de la infancia y su comparación con la vida actual que lleva donde a mí me genera el sentimiento profundo de soledad que antes mencionaba. El personaje revive vívidamente los momentos de toma del pecho de su madre, la relación de juego y cercanía con su hermana, mientras que por otra parte, las relaciones en la edad adulta son muy diferentes y a veces más distantes o más vacías. Cuando era niño era feliz con su familia, pero ahora es mayor y no sabe muy bien qué ha hecho con su vida. Es el cómo hemos sido y cómo somos, sin habernos percatado de cómo hemos cambiado y cuánto nos importan cosas que antes no existían, necesidades nuevas, y no recordamos lo que para nosotros era imprescindible. Una sensación de pérdida, de estar solos ante los cambios, tan solo amortiguada por el olvido. Un olvido de lo que realmente te importaba y de lo que querías haber hecho con tu vida. Darín en "El secreto de sus ojos" dijo algo como "es que anduve distraído todos estos años". Y una sensación de soledad hacia la muerte, no por miedo a ella, sino por no haber llenado la vida con el mismo espíritu e interés de la infancia.

Yo particularmente no creo en la reencarnación, tema tratado en Enter the void, pero aún así me parece una visión muy impactante y emotiva de los seres humanos.

Esta película no te deja indiferente desde luego. En contra hay que decir muchas cosas: duración excesiva (2 horas y media), planos interminablemente repetidos de viaje astral por los tejados de Tokyo, es difícil no marearse al verla, luces parpadeantes y megabrillantes... Es decir, no es para nada fácil de ver. Pero tiene momentos muy buenos. Muy duros, pero muy emotivos: las escenas con la madre, la promesa entre hermanos. Lo más que puedo decir es que hay que aprovechar el hoy, y más no creyendo en la reencarnación ni en la otra vida ni nada de eso.



sábado, 7 de mayo de 2011

La casa muda (2011)

"Miedo real en tiempo real", eso es lo que dice la promoción de esta película uruguaya de bajo presupuesto, dirigida por Gustavo Hernández. Rodada en una sola toma con una cámara de fotos que grababa video de alta definición. Además, está "inspirada en una historia real", la  historia de un crimen cometido en una casa en los años cuarenta en Uruguay, en la que encontraron unas extrañas fotografías, y la película se centra en los últimos 78 minutos de lo ocurrido en ella. Esto es el gancho de este film que ha sido presentado con éxito de crítica en Cannes y Sitges.

Laura y su padre acuden a una casa para realizar trabajos de restauración ya que el dueño la va a vender. Llegan al caer la tarde y el dueño los deja solos para que empiecen a trabajar por la mañana. La casa tiene todas las ventanas tapadas con tablones, de manera que en el interior apenas se ve nada sin faroles o velas. Cuando el padre de Laura se dispone a dormir, ella comienza a oir golpes en la planta de arriba. En este momento, su padre va a investigar y se separan. Laura quedará entonces sola, con un farol, y aterrada por los ruidos que escucha a continuación.




El resto de la película, al ser en tiempo real, es realmente angustiante y aporta una vuelta de tuerca más al ya explotado género de terror con cámara casera (Monstruoso, Rec, Open Water, Proyecto de la Bruja de Blair, Paranormal Activity), aunque en este caso la cámara no la porta ningún personaje sino que sigue a la actriz por su recorrido por la casa desde diferentes ángulos. Esto tiene un punto de interés.

Por el contrario, la película presenta un guión muy justito, un audio pésimo, que hace que los diálogos apenas se entiendan, y de ser en mi opinión muy lenta, recreándose en exceso en la exploración que realiza Laura por las distintas partes de la casa.

Además, en esta entrevista publicada en la página de klownasesinos, podemos ver que de la película a la historia real puede haber gran diferencia, más por lo desconocido del suceso que por otra cosa, creo yo.

La casa muda despertará el interés de los amantes del género de terror de casas abandonadas, oscuras y un peligro que acecha en la oscuridad, aunque la idea de la película, su origen y su formato, supera claramente a su ejecución final. Aún así, tiene varios momentos geniales, sobre todo cuando Laura utiliza el flash de una polaroid para poder ver algo en medio de una absoluta oscuridad.

domingo, 1 de mayo de 2011

Radiohead - The king of limbs (2011)

Yo que ya disfrutaba con la música de Radiohead cuando sacaron su primer disco, "Pablo Honey", y que siempre los he considerado de los poquitos grupos que se reinventan a sí mismos cada disco con elegancia y calidad, que marcan tendencias y que están a un nivel muy por encima del resto, creo que tengo capacidad para dar una opinión sobre este su último album, el octavo.


"Ok Computer" supuso una ruptura, una mirada hacia delante sorprendente para un grupo que se podía haber quedado en el mainstream del estilo de rock americano conseguido en "The Bends". Cuando lo compré me esperaba algo bueno, pero no esa evolución que lo hizo uno de los mejores discos de la década. Pero es que "Kid A" (y "Amnesiac") no fueron menos, depurando cada vez más un estilo muy personal. "Hail to the thief" no supuso tanto cambio pero era un disco con canciones muy interesantes. Y todo esto lo digo para remontarme a "In Rainbows", que vuelve a ser distinto, más intimista, más introspectivo, pero en el fondo, otro disco muy bueno.

¿A dónde nos lleva esta evolución? Bueno, no sé dónde nos podría haber llevado, eso está en la chistera de esta banda inglesa, pero sí sabemos a dónde nos ha llevado. "The king of limbs", ¿una nueva vuelta de tuerca? Mmmmmmm. No estoy demasiado seguro.

A primera escucha me pareció más un disco continuación de "The Eraser", el disco en solitario de Thom Yorke, realmente dejo de ver la mano de la banda en la música de algunas canciones. No sé hasta dónde llega la implicación de estos músicos tan buenos en canciones tan minimalistas. Además, es un disco muy corto, 37 minutos, 8 canciones, aunque no tiene que ser negativo si el disco es bueno.

Bien, tras más escuchas puedo decir que el disco es bueno. Desde luego esta gente cuando se une para hacer un disco tienen calidad de sobra para sacar canciones con una sensibilidad especial. Pero debo decir que para el nivel que nos tienen acostumbrados a mí ya empieza a quedarseme un poco corto. El estilo no es muy distinto de "In Rainbows", o al menos la dirección que siguen en la composición, si es que hay dirección alguna. Pero lo que  no puedo decir es que me parezca que hayan mejorado con este disco. Ojo, esto no es una crítica, a estas alturas habría que ser un poco corto de miras.

Los temas son hipnóticos, de ritmo pausado, canciones relajantes, pero sin altibajos, sin agresividad, con menor carga expresiva, creo, como tenían canciones de "In Rainbows" como Nude o Weird Fishes. Este disco es más de ambiente aunque, aún así, está muy bien.

No es el mejor disco de Radiohead, ni sigue la evolución de salto de calidad que suelen dar con cada disco, pero es un buen album y seguro que con más escuchas acaba entrando mejor (esos son los mejores discos). Algunas canciones son más parecidas a anteriores trabajos y pienso en Morning Mr Magpie, Little by Little o Separator,  y otras son más transgresoras, más atrevidas, como Bloom, Feral o Lotus Flower, en el sentido de que pueden no gustar a los amantes de sonidos más rockeros, ya antiguos, de Radiohead, pero seguro que gustan a los más amantes de sonidos chill out, ambient, que es por el camino que la banda va ahora.

A ver si vienen de gira a Madrid, porque nunca he podido verlos, y algún día contaré lo ridículamente cerca que estuve en dos ocasiones.